Blog

Tráfico, Infraestructura y el Equipo Humano

Vamos a describir en esta entrada la relación que hay entre tres aspectos que determinan con qué probabilidad un negocio puede ser exitoso con la finalidad de analizar el grado en que nos afectan

Tráfico

Hay ocasiones en las que el éxito de un negocio viene determinado por estar en una zona con mucho tráfico de clientes. Es lo mismo para el caso de un negocio online cuando hablamos de visitas a nuestra web.

Es algo que no suele recibir el foco de importancia que le corresponde, ya sea en clases y materias impartidas en la universidad o en las charlas de fomento del emprendimiento y cursos que hoy día tienen gran predicamento.

Pensemos en el claro ejemplo de una cafetería en el aeropuerto de un destino muy turístico. Realmente la cuestión esencial

  • no es que el café sea el mejor de la ciudad (ni del aeropuerto siquiera)
  • ni que el camarero conozca a los clientes por su nombre o sea especialmente amable con ellos (no los va a volver a ver, pude que nunca más)

La cuestión principal podemos decir que radica en estar allí, estar abierto y tener un aspecto atractivo (tanto el local como los productos). Y respecto al negocio; que permita atender al mayor número de personas con el menor número de empleados posible. De ahí que observemos el estilo autoservicio como el más utilizado en este tipo de establecimientos.

La cuestión a plantearse es: ¿estoy en una ubicación / posición que facilita la llegada de clientes? ¿soy visible?

Cafetería de aeropuerto con autoservicio

Infraestructura

Hay ocasiones en que el lenguaje no verbal lo dice todo respecto a un negocio. Aspecto muy importante también y del que poco se habla en los cursos de gestión de empresa.

No vamos a entrar en consideraciones que “deberían” ser sobradamente tenidas en cuenta como

  • el buen aspecto del expositor de un negocio
  • el orden en los lugares de trabajo
  • la limpieza del local incluidos los servicios (¡sí! ¡porqué no! un baño que no tenga restos de otros días)
  • la correcta iluminación y climatización (apagar las luces y el aire acondicionado para ahorrar da mala imagen)

Pongamos por ejemplo un restaurante de menú. Pensemos en aquel o aquellos que tan bien conocemos que funcionan. ¿Cuántas personas hay trabajando? Nos equivocamos de poco al decir que la mayoría tienen dos personas en cocina, dos camareros y otra persona en barra. Encontraremos más personas si es un local grande pero no menos.

Y cuando vamos a tomar un menú en un lugar en que al entrar vemos que sólo hay una o dos personas realizando todas las tareas nos sirve de aviso y nos transmite el mensaje que algo va a fallar. No se cumple que con menos personal el servicio sea rápido y la calidad lo suficientemente buena para competir.

Con ello hay que hacer especial hincapié en que existe una infraestructura mínima para cada tipo de negocio, por debajo de la cual no es posible encontrar el éxito.

El planteamiento a realizarse es: ¿tengo el equipamiento y el personal suficiente para atender debidamente al cliente?

Mínimo una persona por rueda a cambiar

Equipo Humano

A éste aspecto se le da mucha importancia pero sufre de grandes contradicciones, precisamente por su carácter tan personal y subjetivo.

Los trabajadores desmotivados, irresponsables o poco comprometidos existen. Los recursos humanos son un área importantísima de las empresas. Sin embargo encontramos, en la gran mayoría de los casos, al dueño o jefe del negocio ejerciendo dicha tarea. De ahí que entre amiguetes, familiares y similares en ocasiones podríamos pensar que la plantilla de nuestra empresa la ha seleccionado nuestro peor enemigo:

  • Repartidores sin permiso de circulación
  • Vendedores antipáticos
  • Administrativos sin conocimientos informáticos
  • Y un largo e inacabable etcétera

Lo que aprendemos con el tiempo es que la buena voluntad no es suficiente. Es como el chiste que sugería meter en un avión a un grupo de políticos, todos ellos con muy buena voluntad, para que trataran de pilotarlo y aterrizar con éxito.

De lo que se trata en realidad es de estar capacitado además de predispuesto.

Podemos cuestionarnos: ¿tenemos configurado un equipo de trabajo competente y cohesionado?

Equipo de trabajo competente y cohesionado

 

Dinos tu valoración